La Voz Hispanic News - Latino newspaper for Washington and Oregon - Periodico Hispano
  lavozhispanicnews.com
lavozhispanicnews.com Julio 28, 2014,
pixel
 
11px
11px
Búsqueda
noticias videos fotos
11px
11px
 
 
 
Columnas

Comparte esta columna enviar imprimir
interior 12
Digg this   Del.icio.us     Google   NetScape   Furl
tamaño Menos TextoMas Texto
Demian Bichir: 'Nos Toca Ganar'

Demian Bichir: 'Nos Toca Ganar'

Jorge Ramos
Periodista Internacional

<< Anterior | Siguiente >>

El mexicano Demián Bichir sabe que los grandes actores no se pueden tomar muy en serio la fama. De hecho, suelen ser los más sencillos y despreocupados.
Bichir, en dos recientes entrevistas, se la pasó bromeando. Pero no fue broma cuando me dijo que sí creía que podía ganar el Oscar en la categoría de mejor actor. Eso, para él, es un cambio de actitud. "Lo que pasa es que sí vamos a ganar," me explicó. "Y hay que decirlo por toda latinoamérica: nos toca ganar."
Bichir está nominado por la película "A Better Life", en la que interpreta a Carlos Galindo, un jardinero indocumentado en Los Ángeles a quien le roban su camioneta y eventualmente deportan a México, dejando sólo a su hijo. El actor aumentó 25 libras para el papel y aprendió a "ser invisible", como la mayoría de los inmigrantes sin documentos y sin acceso a dietas orgánicas.
El domingo, Bichir se unirá a sus colegas nominados -- George Clooney ("The Descendants"); Brad Pitt ("Moneyball"); Jean Dujardin ("The Artist"); y Gary Oldman ("Tinker Tailor Soldier Spy") -- en el Kodak Theatre de Los Angeles, para saber quién será el que se lleve la estatuilla a casa.
Bichir, hijo de los actores mexicanos Alejandro Bichir y Maricruz Nájera, fue también inmigrante en un tiempo: viajó de México a Nueva York a los 22 años de edad para estudiar actuación y aprender inglés. Para ganarse la vida trabajó en un restaurante mexicano ("Me convertí en el rey del guacamole" me dijo, sonriente). Más tarde se mudó a Los Angeles, y después de algunos años regresó a México, donde se convirtió en una estrella.
Bichir ha actuado en más de 60 filmes, entre ellos la película en dos partes "Che" de Steven Sodebergh, en la cual Bichir encarna a Fidel Castro, y "Sexo, pudor y lágrimas", que lo estableció como uno de los mejores actores de su generación. (En un país con 50 mil muertos en la lucha contra el narcotráfico y más de 52 millones de pobres, hay que destacar y celebrar que México está haciendo algo bien -- ¡muy bien! -- en el cine. Hay actores, guionistas, productores, fotógrafos y técnicos mexicanos trabajando en proyectos con los mejores del mundo. Eso no es casualidad.)
En una entrevista, Bichir, con la agilidad de un jardinero trepando palmeras, brinca del cine a la política. Más que un juego, está en su naturaleza y en esa saludable
tradición latinoamericana que invita a los artistas a opinar de los políticos. ¿Pueden dos horas de cine cambiar el clima antiinmigrante que vive Estados Unidos? ¿Puede el arte cambiar la realidad? "Uno desea que lo que hagas sea bueno para otra gente", respondió. "Queremos llevar la película a la Casa Blanca y que la vean las personas que toman decisiones." Bichir sabe que se desaprovechó en el 2009 la oportunidad de legalizar a millones de indocumentados, cuando el partido Demócrata controlaba el congreso y la Casa Blanca. "(El presidente Barack Obama) dice que está de nuestro lado, pero nos ha ignorado tres años."
Con su nominación al Oscar, Bichir se ha convertido en la punta de lanza y orgullo de un nuevo grupo de mexicanos triunfadores. Sabe, también, que esa visibilidad multiplica su voz en otros temas que le duelen. Y México le duele.
Al hablar acerca de los candidatos presidenciales en México, dijo que "es fantástico" que el Partido de Acción Nacional haya seleccionado a una mujer, Josefina Vázquez Mota, para postularse a la presidencia, aunque también estuvo de acuerdo en que era difícil de explicar por qué Enrique Pena Nieto, el aspirante presidencial del Partido Revolucionario Institucional encabeza las encuestas de popularidad, pese a sus debilidades y tropiezos recientes. Bichir expresó, por otra parte, su apoyo para Andrés Manuel López Obrador, el candidato del Partido de la Revolución Democrática. "Yo tengo que insistir que ya tuvo su chance la gente del PRI y por muchísimos años, también, los del PAN. Ahora merece su oportunidad Andrés Manuel López Obrador." ¿Cree que el candidato de la izquierda, López Obrador, perdió las elecciones del 2006 por un fraude? "Yo creo que hubo un ataque mediático muy poderoso que, efectivamente, hizo cambiar de parecer a la gente. Y creo que cambiaron el destino de los votos."
Sobre el presidente Felipe Calderón tampoco se calla. "Es evidente que la estrategia (contra los narcos) falló y los números son muy crudos."
Bichir no esconde sus preferencias políticas. Pero es duro para recibir halagos. George Clooney dijo que Bichir está "maravilloso" en el film, y Brad Pitt añadió que su actuación había sido "increíble, increíble."
Bichir no cayó en ese juego. "Los soborné con tequila", me dijo, riéndo.
Ah, y ya que entramos a ese tema, sí, está pensando llevar una anforita de tequila blanco a la ceremonia de los Oscar este domingo. "No un garrafón," aclaró con una mueca.
Y está preparando un discurso "para cualquier cosa que pase." Quizás -- amenazó -- hasta suelte unas palabras en nahuatl.

(Posdata.: Mi última entrevista con Demián Bichir, luego de la nominación al Oscar, está en: bit.ly/wWjRvq)

<< Anterior | Siguiente >>

  enviar imprimir
interior 8px